Evolución, capacidad y trabajo de fuerza

rawsapiens

Durante los últimos 200.000 años de evolución, y aún hoy cuando levantamos una carga, el peso se sitúa entre nuestras manos, no fuera de ellas como ocurre en los levantamientos con barra. Pensemos en levantar una maleta por encima de la cabeza al entrar al avión, o un tronco muy pesado desde el suelo, ¿quién se colocaría en medio del tronco en lugar de ejercer la fuerza desde uno de sus extremos?

No significa necesariamente que debamos desechar los levantamientos con barra, pero convendría entender las implicaciones que tiene esta reciente modificación en relación a la estabilidad central y a las cadenas musculares que se activan.

En este sentido, si analizamos lo que comúnmente entendemos por sentadilla nos vemos obligados a descomponerla:

1) No ha sido un movimiento de carga sino, en su posición final, una postura de descanso que permite, por ejemplo, trabajar cerca del suelo sin flexionar demasiado la columna.

2) De ahí hasta los 90º, la forma natural de cargar la mayoría de objetos presentes en el entorno nos obliga a realizar un patrón dominante de cadera, no de rodilla. Pensemos en una piedra de atlas en strongman -carga entre las manos-, no en una barra olímpica en halterofilia -carga en los extremos-.

3) De los 90º en adelante, lo que tenemos en términos funcionales es el salto.

Es cierto que el uso de barras ofrece algunas ventajas indiscutibles, como la comodidad a la hora de regular la intensidad. Pero debemos admitir que no son precisamente una herramienta inclusiva en la medida en que aprender a realizar correctamente, por ejemplo, un movimiento de halterofilia, puede llevar años.

En cambio, utilizar sacos de arena de distinto peso permite, al situarse la carga entre las manos y abrazada, aprender de forma casi intuitiva variantes de la sentadilla, la cargada, el press, lanzamientos hacia delante y hacia atrás, paseos de granjero, etc.

error:
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.
Privacidad